Al hablar de Tierra del Fuego muchas veces se cae solo en Ushuaia, capital de la provincia y famosamente llamada como la ciudad del fin del mundo. Si bien es el lugar más turístico de esta provincia, aún hay más por descubrir en esta provincia caracterizada por sus bellos paisajes.

Pocas rutas y largos viajes. Aldeas más que ciudades, y vegetación virgen aún a pesar de que hace ya casi un siglo de existencia provincial. Pero eso es lo que la hace tan hermosa e interesante. La gran isla o el fin del mundo, como es conocida popularmente, limita al oeste y al sur con Chile, al norte y al este con el océano Atlántico, al sur con el Pacífico por el Canal Beagle y al sudeste con el Antártico. Sin dudas un paisaje maravilloso.

Si bien la mayor parte del Turismo se concentra en Ushuaia, también hay otras ciudades que en los últimos años han crecido mucho en cuanto a la recepción de turistas. Es así como encontramos la ciudad de Río Grande, la cual se posiciona como la más poblada de la provincia ya que es un lugar donde se concentran fábricas, y por lo tanto se aloja un gran número de personas que se ha trasladado desde diferentes zonas del país en busca de un trabajo. Pero Río Grande no solo se caracteriza como zona laboral, sino que también tiene sus atractivos turísticos dedicados a la historia como la Casa Cultural del Pueblo Indígena Rafaela Ishton, donde se encuentran restos de la cultura Ona para así mantener latente la historia. Quizás el mayor atractivo de esta ciudad sea el recorrido llamado Misión Salesiana, el cual pasa por un camino que muestra una capilla construida en 1899, como también la casa perteneciente a Monseñor José Fagnano.

Ya hablamos de los paisajes hermosos y únicos de Tierra del Fuego, así como también dijimos de su vegetación virgen. ¿Y si te digo que todo esto lo tenés junto? Y ya que estuviste haciendo un recorrido histórico por Río Grande, tan solo nos trasladaremos unos 75 km al norte. Ahí se encuentra la Bahía San Sebastián, la cual domina el norte de Tierra del fuego y se caracteriza por sus enormes playas de fauna silvestre que adornan el casi perfecto semicírculo de la Bahía. Podríamos decir que es un lugar que aún no ha sido desarrollado turísticamente, pues su principal actividad es la portuaria, encargada de la derivación de gas hacia Chile y la carga de petróleo al Buque Tanquero “Estrella Austral”. Aún así sus paisajes atraen mucho, y más cuando se los combina con las historias de búsqueda de oro. Sí, la más famosa es la del polaco Julio Popper quien a principios del Siglo XX logró despertar el interés en Punta Páramo, un lugar totalmente desértico al norte de Bahía San Sebastián. Tal es así que se cuenta que el oro encontrado fue acuñado en sus propias monedas, y se mencionaba la “punta Páramo” como el lugar elegido para hacerse rico.

¿Se van dando cuenta de lo rico turísticamente que es todo Tierra del Fuego? Pero aún queda más, y es así como paso a contarles de una ciudad caracterizada por el turismo deportivo y ecoturismo, con ustedes Tolhuin. Situado geográficamente entre Río Grande y Ushuaia, la ciudad más joven de la Tierra del Fuego ha crecido muchísimo en el último tiempo, tanto que incluso tiene la tercera población más grande de la provincia. Cuenta con atractivos naturales cercanos, tales como las Reservas Provinciales Corazón de la Isla, Laguna Negra y Río Valdez, brindan al visitante una postal única accediendo a lagunas, bosques, acantilados, arroyos, castoreras y turbales, a través de actividades como cabalgatas, caminatas y pesca. Su mayor atracción es el lago Fragnano, y gracias al microclima de este lugar permite actividades como la pesca deportiva. Pero además tenemos el Complejo Ecotono, un lugar para avistar aves, hacer trekking, pasear en canoas o kayak, pero sobre todo para aprender a valorar el ecosistema y la naturaleza.

Pero si aún no te decidís a recorrer la isla te cuento sobre un lugar más, dedicado a los turistas extremos. Quizás no está en un circuito turístico, pues ninguna empresa turística te lleva al lugar, pero debemos considerar a la Península Mitre como un lugar único en la isla y el mundo, y por lo cual hace aún más grande e interesante a Tierra del Fuego. La Península Mitre es un lugar casi virgen ubicada en el este de la isla, y es llamada por muchos como “el verdadero fin del mundo”. A ella solo se puede acceder de dos formas, desde un helicóptero saliendo de Ushuaia, o a caballo con gran tramo luego a pie. Es uno de los sitios más remotos e inhóspitos de la Argentina, y no existen caminos que lleven a ella. Es un encontrarse con la naturaleza en su forma real, pero también con su historia ya que se encuentran varios barcos que han sufrido el naufragio. Sin dudas una aventura extrema y peligrosa, pero inolvidable.

Como hemos visto hasta aquí, Tierra del Fuego es un lugar netamente turístico. Quizás no es aprovechado aún como se debería, y es comprensible ya que es una provincia joven y en la que los precios apuntan más al turismo extranjero. Pero también hay que entender que por más que las mayorías de las cosas se concentren en una capital, como lo es Ushuaia, también hay mucho por recorrer y aprender en el resto de la isla.

Sergio Encina @serr_aguila42