Crucigramas

Este es solo un ejemplo de la desidia que se vive y observa en los organismos gubernamentales encargados del sector turístico; desinformación, mala atención y poco interés es lo que cualquier ciudadano encuentra cuando asiste a estas oficinas en  América Latina.

¿Primero el crucigrama que el servicio al cliente?

Pocas horas de la jornada laboral del jueves 14 de agosto habían pasado; sin embargo, era más importante tener el crucigrama listo que atender a la comunidad en la oficina de la Subsecretaría de Turismo de Medellín.

Cuatro días antes se había terminado la Feria de las Flores (que duró diez días) y todo volvía a la normalidad y la calma en esta dependencia del Municipio. No obstante, *Ana Cristina, la secretaria de esta oficina estaba más concentrada en leer el periódico y hacer el crucigrama de página entera que trae el matutino, que proyectar una buena impresión a quienes se acercaran allí para solicitar información o ayuda.

Así lo evidenció Luisa Fernanda Rodríguez, estudiante del Diplomado de Periodismo Turístico, quien debía cumplir con la tarea de solicitar un libro de quejas, reclamos y sugerencias a la entidad gubernamental encargada del asunto del turismo en la ciudad, por lo cual acudió a esa Subsecretaría. Igualmente, debía indagar sobre el número de empleados de la dependencia y las funciones de la misma.

Parte de la tarea era grabar un vídeo para conocer cómo es el servicio que se le presta al usuario. En el momento de realizar el audiovisual con la cámara del teléfono celular, se pudo notar que Ana Cristina tenía en su escritorio el periódico abierto y en una de sus páginas el crucigrama listo para ser llenado. La funcionaria mostró pocas ganas de dar una buena atención y prefirió despachar rápidamente a la estudiante para que la interrupción de la actividad lúdica no fuera muy larga.

Cuando Luisa Fernanda se presentó y solicitó el inexistente libro, la señora la miró de manera extraña y negó con su cabeza que hubiera ese texto. Tampoco mostró interés de ayudar con las demás tareas y se limitó a remitir a Luisa Fernanda a otra funcionaria que posiblemente sí la iba atender de la manera debida.

La estudiante salió del lugar con la insatisfacción de no haber recibido el servicio correctamente por parte de la secretaria y ésta sin reparo continuó con entusiasmo su crucigrama.

VER VIDEO: https://plus.google.com/115076484127711860591/videos?pid=6053244893128593010&oid=115076484127711860591&authkey=CI3PpNi91O3iKA

Crucigramas

(*Nombre cambiado por seguridad).